Por qué no utilizar Facebook como centro de tu Estrategia Online

No utilizar redes sociales en empresas

He visto negocios que basan toda su Estrategia Digital creando un perfil en Facebook  (o en el mejor de los casos, una página de fans) y es allí donde van subiendo fotos, vídeos o notas relacionadas con su actividad y creen que con eso ya es suficiente para tener presencia en Internet.

Pero, ¿Qué pasaría si un día Facebook cierra tu perfil sin previo aviso? Tu negocio perdería toda su identidad digital, y con ella probablemente todo el negocio que de ahí provenía.

No dejes que te suceda esto y descubre como evitar riesgos innecesarios para tener una presencia digital sana y sin riesgos.

Lo que muchos suelen hacer

Soy un gran aficionado a las Redes Sociales, tengo perfil en muchas de ellas y creo que es uno de los grandes cambios que nos ha traído la transición de la Web 1.0  a la Web 2.0, pero no por ello me vuelvo loco y estoy todo el día conectado a ellas subiendo contenido.

Utilizar bien las Redes Sociales es una de las claves del éxito para aumentar tus ventas por Internet.

A medida que vas subiendo fotos, artículos, comentarios, etc, tu presencia digital va creciendo y ganando importancia en la red, pero si lo haces en una red social (Google+, twitter, Facebook), quizás no sepas que en la mayoría de ellas dejas de ser el dueño de tu contenido y cedes todos los derechos.

Gran error. Ya que haces es el esfuerzo de crear contenido, hazlo en un sitio que estés seguro que nadie te lo puede quitar o eliminar a su gusto: tu propio sitio web o blog.

Porque no publicar exclusivamente en las Redes Sociales

A continuación te expongo tres razones por las cuales esta estrategia no es la más acertada:

#1.- No eres dueño de tus contendidos

No eres dueño de tus datos y no puedes controlar lo que sucede con tus contenidos, ya que al hacer uso de estas plataformas de terceros (Facebook, Google+, Twitter, etc.) tú estás aceptando sus condiciones y en todas ellas el contenido pasa a ser propiedad de la propia plataforma, pudiendo ellos utilizar tus textos o fotos para cualquier cosa.

Esta es una de las ventajas de utilizar tu web como punto central de tu Estrategia Digital. Nadie nunca podrá quitar, censurar o eliminar tus contenidos)

#2.- Los Cambios no los controlas

De repente si un día Facebook, Google+, twitter, etc, deciden de buenas a primeras, que ya no puedes colgar fotos o enviar mensajes a tus clientes, o lo que es más grave, ¿Y si un día eliminan tu perfil o página? No te queda otra que aceptarlo, ya que, recuerda,  estás en casa de otro. Eres un mero invitado.

Los cambios de interfaz (apariencia) son bastante frecuentes y cuando ya todos tus potenciales clientes  están acostumbrados al “formato” de tu perfil, resulta que la red social de turno decide cambiarlo, con lo que los usuarios tienen que volver a “acostumbrarse” al nuevo formato del perfil.


#3.- Son Plataformas cerradas.

Esto quiere decir que solo serás visible para sus usuarios, y no olvides que  a día de hoy, Google es el mayor distribuidor de tráfico, con lo que estarías perdiendo gran parte del tráfico. Si no estás en Google, no existes. Así de simple.

Por lo tanto, si quieres hacer las cosas bien y no tener problemas, tu Identidad Digital debe girar entorno a tu propio sitio web, que preferiblemente sea un blog, y las redes sociales deben de ser “satélites” a los que distribuir contenido (más bien una copia o un enlace) cuya función principal debe ser atraer tráfico hacia tu sitio web.

En Resumen…

  1. No bases toda tu presencia digital en las Redes Sociales
  2. Usa las Redes Sociales como canal de contacto y para atraer tráfico a tu sitio web
  3. Recuerda, se dueño de tus contenidos. No querrás que de un día para otro te quiten toda tu información sin previo aviso.

 

 * Este artículo ha sido escrito por David Pons en su blog sobre Diseño Web y Marketing Online.
 
Compártelo en....
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario